Contacto

ASO.AFECT. FM Y SFC
C/ Benéfica 2, 3º- B
13500 Puertollano

 

Correo electrónico: aso.trebol.puertollano@gmail.com


También puede llamarnos a los teléfonos: +34 926 415050+34 926 415050

655923999  o bien utilizar nuestro formulario de contacto.

ASO.AFECT. FM Y SFC en redes sociales :

La enfermedad

¿Qué es la Fibromialgia?

 

LA FIBROMIALGIA ES UNA ALTERACIÓN QUE SE PRODUCE EN NUESTRO SISTEMA SENSORIAL Y QUE PROVOCA DOLOR PERSISTENTE EN DIVERSAS ÁREAS DE NUESTRO CUERPO, COMO LA ZONA CERVICAL, HOMBROS, ZONA LUMBAR, CADERAS, ARTICULACIONES Y OTRAS ZONAS DE LAS EXTREMIDADES O CABEZA. SE ACOMPAÑA FRECUENTEMENTE DE FATIGA O CANSANCIO SIN HABER REALIZADO ESFUERZOS. TAMBIÉN PRODUCE ALTERACIONES EN EL SUEÑO. LA FIBROMIALGIA FUE RECONOCIDA POR LA OMS (ORGANIZACIÓN MUNDIAL DE LA SALUD) EN 1992

 

¿ES FRECUENTE ESTA ENFERMEDAD?

 

La padecen dos o tres de cada 100 personas, de forma más frecuente las mujeres.

 

¿ CUÁLES SON SUS SÍNTOMAS PRINCIPALES?

 

-Dolor

-Cansancio o Agotamiento

-Empeoramiento con el frío

-Rigidez matutina

-Trastornos del sueño

-Hormigueos en manos o piernas

-Dolor de cabeza

-Dificultad de concentración y memoria a corto plazo

-Ansiedad

-Alteración del estado de ánimo

-Dolor asociado a la menstruación (antecedentes)

-Síntomas de sequedad ocular o bucal

-Colón irritable

-Urgencia miccional

 

¿CUÁLES SON SUS CAUSAS?

 

Aunque todavía no son bien conocidas, se observa con frecuencia que diversas situaciones favorecen su aparición en personas probablemente predispuestas.

Estas situaciones son: Traumatismos y cargas físicas y emocionales severas o mantenidas, enfermedades inflamatorias crónicas, algunos procesos víricos, etc.

 

¿CÓMO SE PUEDE LLEGAR A SABER SI UNA PERSONA TIENE FIBROMIALGIA?

 

Se debe acudir al médico que es quien establecerá el diagnóstico por los síntomas y por la exploración física, en la cual se pone de manifiesto un descenso significativo y patológico de nuestro umbral para el dolor de forma generalizada. También el médico debe descartar mediante análisis o radiografías otras causas de dolor o fatiga que puedan estar presentes. No existe en la actualidad una alteración de los análisis generales o radiografías específica de Fibromialgia.

 

¿CUÁL ES LA EVOLUCIÓN DE ESTA ENFERMEDAD?

 

Su evolución es variable. Mientras algunas personas tienen síntomas leves, de corta duración y carácter intermitente, otras sufren un dolor significativo y prolongado en el tiempo.

Un gran porcentaje de pacientes, después de conocer su diagnóstico y efectuar un tratamiento adecuado, presentan una mejoría significativa de los síntomas a largo plazo. Algunos estudios apuntan que los efectos de la Fibromialgia descienden con los años.

 

¿QUÉ DEBEN SABER LOS FAMILIARES DE LOS PACIENTES CON FIBROMIALGIA?

 

La Fibromialgia produce siempre un desequilibrio en la familia. Sólo la obtención de una información detallada de cuál es el proceso que se padece, los síntomas que produce y como se deben afrontar (con el consejo de un profesional), pueden disminuir sufrimientos o  conflictos indebidos y mejorar el potencial familiar para restablecer una dinámica familiar estable.

 

¿CUÁL ES EL TRATAMIENTO MÁS ADECUADO?

 

El tratamiento de esta enfermedad debe ser individualizado en cada caso y dependerá de la existencia de los diversos síntomas que se padezcan, de la gravedad de los mismos y de las consecuencias que estos provoquen.  Entre las diversas medidas que se han demostrado eficaces están:

 

-Un conocimiento real de la enfermedad y sus mecanismos fisiopatológicos.

-La realización de un ejercicio físico regular.

-La toma de algunos fármacos (Amitriptilina Ciclobenzaprina, Tramadol y otros en función de los diversos síntomas). Los Anti-inflamatorios y sedantes son poco eficaces.

-Entrenamiento a la relajación de zonas contracturadas (biofeedback).

-Electroacupuntura en las zonas dolorosas.

-Estrategias de afrontamiento (conductuales y ocupacionales).

 

Es necesario subrayar que los beneficios del tratamiento dependerán no solamente de la gravedad de la enfermedad, sino del establecimiento de un tratamiento racional y el grado de cumplimiento del mismo.

Mientras las formas leves son manejables con medidas simples y algún fármaco, en las más severas se necesita un abordaje multicisciplinar (médico, físio, psicológico y ocupacional.

 

¿EXISTE ALGUNA PREVENCIÓN?

 

El abordaje de los factores de riesgos conocidos puede ser un camino en reducir la aparición gravedad de los síntomas de esta enfermedad. Entre las medidas a tener en cuenta estarían:

El tratamiento precoz y adecuado del dolor post-traumático especialmente de origen raquídeo y de las enfermedades inflamatorias osteoarticulares.

Tratamiento adecuado de los trastornos del estado de ánimo.

La detección precoz y tratamiento de los trastornos del descanso nocturno. El tratamiento de las situaciones de estrés prolongadas.

Aplicación de conductas basadas en el control del ritmo y manejo ergonómico de las cargas físicas y/o mentales.

¿Qué es el Síndrome de Fatiga Crónica?

 

 

EL SÍNDROME DE FATIGA CRÓNICA ES UN PROCESO DE ETIOLOGíA AUTOINMUNE DEFINIDO POR LOS CRITERIOS DE FUKUDA, EN EL QUE DESTACA UNA FATIGA CRÓNICA INVALIDANTE SUPERIOR A SEIS

MESES DE EVOLUCIÓN, NO EXPLICABLE POR OTRA CAUSA, JUNTO A MIALGIAS, DEBILIDAD MUSCULAR, FATIGA POSTESFUERZO,  ALTERACIONES EN EL SUEÑO, CONCENTRACIÓN Y MEMORIA, Y EL CUADRO CLÍNICO ES DE NUEVO INICIO.

 

¿ES FRECUENTE LA ENFERMEDAD?

 

La prevalecía estimada se sitúa entre 350 y 430 afectados por cien mil habitantes de forma más frecuente en mujeres, en una relación de 7 a 3, o de 8 a 2.

 

¿CUÁLES SON LOS SÍNTOMAS PRINCIPALES?

 

- Fatiga crónica de más de 6 meses de evolución

- Mialgias

- Debilidad muscular

- Fatiga postesfuerzo

- Dificultades de concentración y memoria.

- Trastornos del sueño

- Dolor de cabeza

- Febrícula

- Odinofagia (dolor al tragar)

- Artralgias recurrentes

- Mareos, vértigos y caídas al suelo

 

¿CUALES SON LAS CAUSAS?

 

Sobre una base de predisposición genética, existiría un agente desencadenante, habitualmente una infección vírica, que pondría en marcha una serie de alteraciones, inmunológicas con liberación de diversas sustancias llamadas citoquinas, que serían las causantes de la sintomatología de la fatiga crónica.

 

¿CÓMO SE PUEDE LLEGAR A SABER SI UNA PERSONA TIENE UN SÍNDROME DE FATIGA CRÓNICA?

 

A través del interrogatorio médico, exploración física y una serie de exploraciones complementarias, de imagen y analíticas, que nos servirán para descartar aquellas causas inductoras de fatiga crónica, tales como enfermedades endocrinas, infecciosas, inflamatorias, neoplásticas y psiquiátricas, Posteriormente constataremos si cumple los criterios internacionales del Síndrome de Fatiga Crónica, definidos por Fukuda en 1994.

 

¿CUAL ES LA EVOLUCIÓN DE ESTA ENFERMEDAD?

 

La evolución del síndrome de fatiga crónica es hacia la cronicidad, condicionando una disfunción severa en el campo personal, familiar y social. Son factores de mal pronóstico, la duración de la fatiga más de cinco años, la edad de inicio superior a los 30 años, la presencia del dolor y las altas puntuaciones en las escalas de fatiga. Así, más del 70% de estos pacientes estarán afectos de un proceso crónico y discapacitante.

 

¿QUÉ DEBEN SABER FAMILIARES DE LOS PACIENTES CON SÍNDROME DE FATIGA CRÓNICA?

 

Que el síndrome de fatiga crónica es un proceso que condiciona una alteración muy severa de la calidad de vida, que influirá de forma evidente en todos los campos de la persona. El profesional de la medicina debe informar a la familia de la naturaleza del cuadro clínico y es importante una comprensión de los mismos, para una mejor evolución del paciente.

 

¿CUÁL ES EL TRATAMIENTO MÁS ADECUADO?

 

Existen evidencias contrastadas en el síndrome de fatiga crónica, de la mejoría sintomática con la terapia cognitivo-conductal y el ejercicio físico programado. Es importante el tratamiento sintomático del dolor, con amitriptilina, antiinflamatorios no esteroideos, paracetamol y en casos determinados añadir gabapentina y tramadol. Asimismo, la sintomatología de los mareos, caídas al suelo y el resto de manifestaciones neurovegetativas, podrán controlarse con fármacos como fluorcortisona y minodrine entre otros.

 

¿EXISTE ALGUNA PREVENCIÓN?

 

En estos momentos la mejor prevención sería un diagnóstico correcto y precoz. Se deben realizar tratamientos consensuados y con evidencia científica y el paciente debe aceptar con la ayuda psicológica correspondiente las limitaciones de la enfermedad. Es importante limitar el ejercicio físico extenuante y realizar una correcta higiene del sueño. Un punto clave en el capítulo de la prevención sería evitar que el paciente realizase tratamientos no basados en la evidencia científica.

Versión para imprimir Versión para imprimir | Mapa del sitio Recomendar esta página Recomendar esta página
© Asociación de Afectados de Fibromialgia y Síndrome de Fatiga Crónica "Trébol" Puertollano. 2016